Extrañar, dejar de extrañar

Por Lucas Despósito

Artista y Curador . Córdoba . Argentina

para Extrañar, dejar de extrañar . 2018

A cada trazo responde otro, una línea, una mancha.
Siempre en una actividad en proceso, una meta estructura que manifiesta estados mentales y emocionales que fluctúan entre una aparente rigurosidad, implícita en el desarrollo de un sistema, y el automatismo psíquico presente en el dibujo.
Un algoritmo con instrucciones y reglas. Pero que se pueden romper.


Cavila en el tiempo como queriendo recuperar u olvidar algo. Insiste, insiste en el dibujo buscando la mejor forma de reflexionar y, tal vez,modificar sus recuerdos. La imagen le da sentido a su memoria,la forma y transforma.
Estetiza un período emocional de introspección, para no aferrarse a la nostalgia. Produce confiando en lo aprendido, en su vínculo con la técnica y es allí, en la técnica, donde se aloja su recuerdo, intentando representar lo irrepresentable.

Se fija programas y estrategias que le permitan reencontrarse con él y con el hacer manual, como un proceso de regresión.Crea sus propias herramientas. Intentando volver a un hacer primario, a lo arqueológico. Revisando las tecnologías, pensándose a él frente a la inmensa historia del ser humano y lo pequeña, pero importante, que es la suya y la de sus afectos.

Va y vuelve.Para hacer un camino, un camino a casa, a una casa que ya no está, con amigos, gente que no es la misma. Los árboles, testigos de otras épocas,cambian más lento, el viento que acerca olores y sonidos remiten a su infancia y a la de muchos que crecimos en ciudades pequeñas y allí formamos nuestro campo de referencias.
En el hacer intenta romper el tiempo, hacer presente y borrar a la vez los fantasmas.

Produce como estallidos. Hace mucho al mismo tiempo y todo está en un continuo proceso. Detiene su mirada en elementos mínimos casi imperceptibles. Dibuja buscando modelos para construirse. Buscando el error, insistiendo en los accidentes.Pelea con el material con la contradicción de disfrutarlo.

Construye, destruye, dibuja y borra para rescatar lo borrado como huella. Queriendo olvidar y recordar. Haciendo conscientes los cambios de estado de la materia, de él y de la obra.
Extrañando y dejando de extrañar.

Lucas Despósito
Artista y curador